Beneficios de las uvas para los peques y las embarazadas

Ya lo dice el refrán:

Antes de noviembre, tu viña sin fruto quede

Vamos camino a la Navidad y estamos en plena temporada de uvas. O, si no, ¿por qué crees que en Nochevieja nos comemos 12 con las campanadas? No fue por casualidad, sino por un exceso de cosecha allá por el año 1909.

Dejando atrás vicisitudes históricas y costumbrismo patrio, lo cierto es que las uvas proporcionan múltiples beneficios nutricionales. En realidad todas las frutas, para qué vamos a engañarnos. ;) Pero es que en nuestra casa nos hemos aficionado últimamente a ellas y tengo la excusa perfecta para escribir un post divulgativo para que tú también te animes a comprarlas. Porque, además, es temporada de ellas y te permitirá ahorrar en el carro de la compra. ¡Si es que todo son ventajas! ;)

Propiedades de las uvas

Propiedades nutricionales de las uvas

Son ricas en fibra

En otras palabras: las uvas nos ayudan a ir bien al baño. Si tu peque o tú misma eres de naturaleza estreñida, un puñadito de uvas al día y mano de santo. Dicen los expertos que, para tales menesteres, mejor sin pelar y con pepitas. Ahí, como en todo, depende de cada uno.

Y en ácido fólico, vitamina B6, potasio y magnesio

El ácido fólico resulta esencial durante el embarazo para prevenir alteraciones en el desarrollo del tubo neural del feto. Por otro lado, la vitamina B6 ayuda a mantener el cerebro en buenas condiciones e interviene también en la formación de glóbulos rojos.

El potasio y el magnesio de las uvas tienen un beneficioso efecto sobre el corazón, contribuyendo a su perfecta contracción y, por ende, funcionamiento.

Tienen efecto diurético

Hidratan, y mucho, por su alto contenido en agua, facilitando la eliminación de la orina. ¡Fuera toxinas!

Son un estupendo antioxidante natural

Mantienen el corazón y las arterias en un óptimo estado, siempre que el resto de la dieta sea saludable, claro está. No se puede comer un puñado de uvas al día para contrarrestar los efectos de la bollería industrial diaria. ;)

Por todos estos motivos, las uvas se convierten en una estupenda forma de terminar una comida. O de un aperitivo a media mañana o por la tarde.

Incorpora a las uvas a tu dieta y la de tus peques este otoño. ;)

Y tú, ¿comes uvas?

Si te ha gustado el post, ¿por qué no compartirlo en tus redes sociales? ;)

Diario de una mami

 

avatar

Acerca de Diario de una mami

diariodeunamami.com
Esta entrada fue publicada en Alimentación y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.