Cuna de colecho o la familia que duerme unida…

Ahora ya es demasiado tarde para nosotros ya que nuestro hijo está a punto de cumplir los catorce meses y, por otro lado, se ha adaptado fantásticamente bien a su cuna, a su cuarto y a su “vida independiente” pero existe una posibilidad que se suele usar cuando el bebé es muy pequeñito y que presenta bastantes ventajas: la cuna colecho.

cuna colecho babymoon

 

Aunque quizás, quienes se dedican a la venta de este tipo de cuna, me dirían que existen ya cunas colecho con el tamaño apropiado para un niño de nuestra edad pero, en fin…

Lo cierto es que este tipo de cunas (o de minicunas, cuando el bebé apenas tiene días o pocos meses) son como una prolongación de la cama de los papás ya que tiene la estructura de cualquier otra cuna pero con la particularidad de que, por un lado de la cuna, está abierta.

cuna colechoEs decir, es como si tuviese barrera todo alrededor de la cuna salvo por un lado. Puede estar abierto el lado completo o sólo la parte pegada al cabecero de la cuna, por eso de que cuanto más hueco hay más peligro existe de que el pequeño se “escape”.

 Ventajas parece tener un montón. Primero, el bebé nota la presencia cercana de la madre y no sentirá la posible “angustia” por la separación. Por supuesto, escuchará su respiración, la olerá y eso le tranquilizará (no olvidemos que durante nueve meses, los sonidos, la respiración, el palpitar de la madre le han servido para conciliar el sueño…).

minicuna chicco colechoPero no sólo se encuentran las ventajas en el lado del niño. Si la madre está dando el pecho, hay un beneficio práctico evidente en este tipo de cunas ya que a la hora de las toma, la proximidad facilita que se haga casi, casi sin dejar de dormir. Os aseguro que tener que levantarse durante la noche es lo que más corta el sueño y lo que más cansado te deja al día siguiente por lo que, evitándolo, estaríamos dando un gran paso.

Por otro lado, yo veo un pro fundamental en estas cunas colecho y no es otro que, como digo en el título de este post, favorecer la unión de la familia porque no hay nada más reconfortante para unos padres (sobre todo primerizos, que llevan tiempo deseando serlo) que disfrutar de tu pequeño cada segundo, sentirle cerca, olerle, levantar la cabeza y verle durmiendo plácidamente.

Tal vez os planteéis adquirir una de estas cunas colecho y creáis que el dinero puede ser un inconveniente y, sin duda, en algunos casos lo es. Pero como con todos los artículos por y para bebés, como en botica, hay de todo. Sólo os requerirá más tiempo de búsqueda para encontrar el que se adapte a vuestros gustos y vuestra economía. ¡Ánimo!

Si te ha gustado esta información, compártela a través de tu Red Social Facebook, Twitter…

avatar

Acerca de Javier

Un Padre con la L
Esta entrada fue publicada en Bebés y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.