Faltar a clase por placer o por descuido: diferencias

Como suelo decir, no hay que ser más papista que el papa y hay que relativizar lo que son faltas de asistencia de un menor a la escuela por descuido de los padres o de faltar a clase por lo que en casa denominamos “por placer”.

faltar a clase

En España la escolarización es obligatoria a partir de los 6 años y hasta los 16. El tema de la escolarización es un tema delicado ya que hay un colectivo de madres y padres que desea educar a sus hijos en casa como ocurre en otros muchos países.

No es lo mismo no llevar al peque al cole porque te duermes reiteradamente o por dejadez que decidir que un día le vas a regalar un día en familia porque el día anterior fue su cumpleaños y quiere jugar con sus regalos nuevos o porque hace un día de sol estupendo y os apetece pasar un día en el parque y disfrutar en familia del sol.

No es lo mismo no llevarlo porque te da pereza dar viajes que porque te apetece pasar unos días en familia durante una escapada ya que hay situaciones laborales que hacen que una familia no se pueda ver todo lo que quisiera.

faltar a clase con los peques

La difícil conciliación laboral que a veces hace que cuando la madre llega el padre se va, las largas jornadas laborales y los trabajos que requieren desplazamientos hacen en ocasiones que el tiempo compartido en familia sea escaso y no se corresponda con el que la sociedad tiene estipulado, con lo cual, hay que buscar vías alternativas y salirse a veces de las reglas marcadas.

No es lo mismo faltar a clase porque quieres disfrutar de la compañía de tu hijo que no llevarlo porque simplemente no apetece.

 faltar a clase en un día de sol

No es lo mismo hacer una campana (pira, novillos o peya) cada dos o tres semanas que faltar dos o tres días cada semana… ¿Qué opináis?
 
Si te ha gustado esta información,compártela a través de tu Red Social Facebook, Twitter… : D-

avatar

Acerca de Carmen

Mamá, Blogera, Redactora
Esta entrada fue publicada en Educación y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.