Salud bucodental. ¡A lavarse los dientes!

La salud bucodental de nuestros pequeños es muy importante y por ello, desde que son pequeños, hay que educarles y enseñarles a cuidar sus dientes y su boca para evitar dolores o molestias.

Aunque, al principio, cuando son bebés, es labor de los padres que esta zona esté muy limpia. Así, durante sus seis primeros meses de vida, se utilizará un pañito o una gasa de textura suave para limpiar sus encías, mientras que cuando les empiecen a salir los primeros dientes de leche los padres podrán usar ya un cepillo de dientes especial para bebés.

salud bucodental

Si tiene dolores o molestias podrás darle mordedores pero nunca congelados y que estén bien limpios.

Cuando ya cumplan los dos añitos, se incorporará la crema dentífrica al cepillado y será el momento de empezar a enseñarles a lavarse los dientes, aunque el papel principal lo tendrán los padres, ya que aún es pequeño para hacerlo por sí mismo. En ese momento ya podréis llevarle por primera vez al dentista para que le haga una revisión.

Conforme siga creciendo y cumpla los tres o cuatro años ya el pequeño empezará con el autocepillado. De este modo, se le comprará un cepillo especial para él y habrá que tener en cuenta que es necesario cambiarlo cada aproximadamente tres mes y por supuesto, después de que el pequeño haya estado enfermo.  En este punto, las revisiones dentales se harán cada seis meses.

salud bucodental

Aun así, según indican los expertos odontólogos, no será hasta los siete años cuando el pequeño ya sí pueda cepillarse sin ayuda. Ya que, aunque anteriormente ya él mismo se lavara los dientes, lo recomendable es que sus padres le ayuden, indicándole qué hacer e incluso dándoles ellos mismos en zonas más conflictivas, donde se acumula la comida y pueden aparecer las caries, para conseguir que su salud bucodental sea buena.

Una vez que ya el pequeño sabe cepillarse los dientes, llega el momento de que  asimile las rutinas de limpieza y lo haga las veces indicadas, una vez tras cada comida o las que le recomiende su dentista. Aun así, hay niños que se olvidan de lavarse los dientes, que rechistan cuando lo hacen y en algunos casos, son los padres los que tienen que estar constantemente recordándoles que deben hacerlo.

salud bucodental

Por ello, sería incoherente que después ellos vieran que sus papás no lo hacen. Es fundamental que seáis un ejemplo para ellos y que, incluso os lavéis los dientes juntos frente al espejo. Incluso será divertido que al principio le animéis a hacerlo todos a la vez, ya que, irá acostumbrándose a esta tarea diaria y le parecerá algo normal, ya que todos en casa lo hacen como él, sin quejarse ni protestar.

En cuanto al cepillo y la pasta, existen en el mercado modelos específicos para niños, con el tamaño indicado para su boquita y, en el caso del dentífrico lo habitual es que tenga un sabor más suave. Además, los cepillos suelen tener dibujos, colores divertidos… están hechos para que los vean como si fuera un juguete, algo hecho para ellos, que les gusta tener y por tanto, que usarán finalmente.

Aun así, si vuestro pequeño se resiste a cepillarse los dientes o protesta, existen hoy en día muchísimos libros, así como videos en los que se anima a los pequeños a hacer este gesto tan importante para su salud y que incluso les explican, contándoles historias con personajes divertidos, las consecuencias de no lavarse los dientes. Seguro que esto les ayudará a comprender finalmente que deben hacerlo.

Si te ha gustado esta información, compártela a través de tu Red Social Facebook, Google+… Gracias :-)

avatar

Acerca de Maria José

Periodista y Blogger
Esta entrada fue publicada en Salud y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.