Una guía para padres de resaca por bebé

¿Recuerdas en tu época cuando aún no eras madre? Esa época en la que eras joven e imprudente, en la que te gustaba gastar dinero en salir a cenar con las amigas y después irte de copas… despertabas por la mañana con una gran resaca, pero no te importaba porque tenías todo el día para ti (sí, has leído bien: todo-el-día-para-ti). Podías dormir tranquilamente con silencio en tu casa sin necesidad de estar de pie o viendo dibujos de fondo mientras te dolía la cabeza por la resaca.

Tus días de fiesta eran pocos y distantes entre sí, pero existían. Ahora si eres madre (sobre todo si eres madre de un bebé o de niños pequeños) tus resacas son muy diferentes. Lo peor de todo ahora con tus resacas es que las tienes, peores… y ni siquiera has salido de casa.

resaca mama camaEl tipo de resaca de la que te hablo yo, son esos dolores de cabeza inducidos por no haber dormido más de 3 horas seguidas durante la noche y como mucho habrás dormido unas 5 horas. Ese dolor de cabeza que se clava en la sien y que no te deja tranquila, pero que eso al mundo no le importa porque debes atender a tu bebé.

Pero no te preocupes porque puedes sobrevivir a estos días de malas noches, quizá no serán tus mejores días, pero serán días junto a tu hijo quien te colma de amor de forma incondicional.

resaca mama

Es posible que te metieras a la cama a las dos de la mañana (quizá tuviste invitados a tu casa y sí que hubo algo de vino como protagonista), y tuviste la cabeza dando vueltas en la cama, ¿vomitaste? Si te pasaste con el vino es algo normal. Pero eso a tu hijo de dos años no le importa (no haber bebido vino…).

Quizá cuando al fin pudiste entrar en la fase REM escuchas de fondo… “mamá”, te levantas, te acercas a tu bebé para ver si llora, si tiene hambre o ver qué pasa, pero la realidad es que quiere levantarse, no quiere dormir más y va a tu dormitorio a estar contigo.

mama e hijo

Juega con tu hijo, disfruta de su sonrisa y de todo su amor. ¿Aún te duele la cabeza? Siempre estarás a tiempo de tomarte un parecetamol, pero recuerda que las horas que pasan con tus hijos nunca volverán. ¡Ser madre o padre es el mejor regalo que la vida nos puede haber dado por muchas malas noches que pasemos!

Si encuentras interesante esta información, compártela con otros padres a través de tu Red Social Favorita Facebook, Twitter, Google +… Gracias :-)

 

avatar

Acerca de mariajoser

Maestra, Psicopedagoga y Madre
Esta entrada fue publicada en Educación y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.