Viajar en Barco con Niños. Recomendaciones para un Viaje Placentero.

Si durante las vacaciones, vais  a viajar en barco con niños, he aquí algunas recomendaciones a tener en cuenta para realizar un viaje placentero. Viajar con niñosviajar en barco con niños es un placer, pero hay cuestiones importantes que no debemos pasar por alto:

Como el tema de los mareos, tanto en niños como en adultos. En la parte central del barco y en la cubierta superior es donde menos se nota en vaivén. Situaros allí os puede servir de ayuda hasta que os hagáis al movimiento. Otra opción, si el viaje es corto, es realizarlo de noche. Durmiendo se hace el trayecto más corto y una vez que te quedas dormido eres menos consciente del movimiento.

crucerosNinos

Si viajáis con un bebé, conviene enterarse a partir de qué edad los admiten en el

cuna-viaje-complet-fucsia-innovaciones-ms

crucero. Los hay que no permiten viajar a bebés menores de 6 meses. De paso, cuando vayáis a hacer la reserva, no os olvidéis de pedir una cuna en el camarote. Los barcos disponen de ellas, igual que los hoteles en tierra. Y fijaos bien en qué tipo de camarote pedís. Los hay grandes para familias, otros que se comunican por una puerta… Tendréis que elegir el que más se adapte a vuestras necesidades.

Igualmente conviene enterarse a partir de qué edad pueden los niños disfrutar de la zona de ocio infantil o guardería, si los hubiera. A veces no se permite dejar solos a niños menores de tres años.

En cuanto a documentación que hay que llevar, es necesaria la misma que para viajar en avión, como os contamos en otro post hace unos días. Aunque todo dependerá de por dónde os mováis, del tipo de crucero… Es mejor informarse directamente en el momento de reservarlo. Evitaréis sorpresas de última hora.

A la hora de comer, hay que tener en cuenta que la leche y comidas de bebés no están incluidas y que en el barco no van a ser precisamente baratas. Así que  mejor llevar de sobra… Igual que pañales. Mejor que sobren que no que falten. Aunque a las malas, siempre se pueden comprar en las ciudades que se visitan. Pero claro, perder el día de compras y no disfrutar de las excursiones…

Sushi-

Lo que sí suele haber es menú especial para niños. Así que si son un poco más mayores, no tendrán ningún problema.

En cuanto al tema de seguridad, no hay que olvidar que un barco es un barco y que la mayoría de las veces es un gran resort flotante. Por lo tanto no hay que perder a los peques de vista. Sobre todo si están fuera. Podrían tropezar y caer al mar, etc. Menudo disgusto. Hay que aprenderse bien lo que hay que hacer en caso de accidente (toquemos madera), porque en caso de peligro nuestros hijos dependen de nosotros…

Y el sol, no os olvidéis de llevar un buen protector solar y una gorra o sombrerito, pues con la brisa y el efecto espejo del mar, el sol pega más fuerte, especialmente si se está en cubierta o disfrutando de las piscinas. La piel de los pequeñines es muy delicada.

viajar con niños

Preparad un botiquín de emergencia. Me refiero  llevar las medicinas que nuestros hijos tengan que tomar habitualmente. A lo mejor en el lugar de destino no las encontráis.

Y si lo que vais a realizar es un viaje en barco de unas horas, sin dormir, conviene llevar al bebé en su portabebés, para que vaya más cómodo y fuera de peligro. Echar en el bolso pañales, y comida, si le toca comer durante el trayecto, protección solar, protección para la cabeza (gorra, gorro…), gafas de sol si procede y algún juguete, por si el pequeñín se aburre en el trayecto.

Si te ha gustado este artículo, compártelo con tus amigos en tu Red Social Favorita, Facebook, Twitter… Gracias  ;-)

avatar

Acerca de Cristina

Mamá, Periodista Y Blogger
Esta entrada fue publicada en Ocio y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.