Vida Sexual tras el parto

 

Tras la espera de 9 meses, las dudas, el nerviosismo y la ilusión puesta, ¡aquí está el bebé! Durante las primeras semanas estáis aún aterrizando, y adaptándoos a la situación. Ahora todo gira en torno al bebé, ¿qué pasa con la vida en pareja?

El organismo de tu cuerpo tras el parto, se queda con un nivel hormonal bajo. Esto hace que el deseo sexual pueda estar disminuido las primeras semanas postparto. Conforme pasan los días, el estado de tu cuerpo va volviendo poco a poco a lo que fue antes del embarazo. Se estima como media unas 6 semanas  (40 días) aproximadamente, para considerar que el postparto ha terminado, la llamada “cuarentena”. Pero, ¿se debe esperar  a que termine la cuarentena para reanudar la vida sexual?   No siempre.

Cada mujer, y cada pareja, decide un momento diferente para reiniciar sus relaciones sexuales. Se aconseja por norma general que se inicien una vez que:

  1. Se han caído los puntos de la cicatriz, en caso de tenerlos: esto suele ocurrir entre los 15-20 días, aunque en ocasiones algún punto puede necesitar más días para caerse.
  2. Los loquios (el sangrado que se tiene tras el parto y dura varias semanas) han cesado o disminuido lo suficiente. Esto suele tardar entre 2 y 6 semanas, dependiendo de cada mujer.
  3. En caso de haber sido una cesárea, se recomienda esperar un mes, o mes y medio para reanudar las relaciones sexuales con penetración, debido a la cicatrización de la herida interna tras la operación.
  4. Si os apetece a los dos.
  5. Te encuentres recuperada física y emocionalmente.

¿QUÉ OTRAS COSAS SE DEBEN TENER EN CUENTA ANTES DE INICIAR LAS RELACIONES SEXUALES?

Tenéis que pensar en un método anticonceptivo ideal: debéis recordar que ya no estáis embarazadas, que puedes ovular sin darte cuenta en cualquier momento  ya que no tienes una menstruación previa que te avise de cuando ovulas) y que la vuelta del ciclo normal de regla puede tardar bastante (sobre todo si estáis dando el pecho).  Para que la lactancia sirva de método anticonceptivo tiene que cumplir unos criterios muy marcados, y no debe fallarse en ninguno de ellos. Como esto suele ser difícil, aconsejamos que se usen otros medios como el preservativo,  la mini píldora anticonceptiva con sólo gestágenos (cerazet, por ejemplo) que se pueden utilizar sin problemas durante la lactancia materna, ya que no contienen estrógenos, que son los que se contraindican cuando das de mamar. Y, en caso de pasar más tiempo, pensar en otros  métodos como el DIU.

La sequedad vaginal es normal, sobre todo las primeras semanas y si estás dando el pecho. Ya que tu cuerpo cuenta con un nivel muy bajo de estrógenos que son los que, entre otras cosas, lubrican la vagina. Para ello puedes usar lubricantes de base acuosa, para facilitar la penetración.

Si hay ciertas molestias en la zona, por la cicatriz, o simplemente por el miedo, puedes empezar controlando tú la penetración con posturas en que estés arriba, y probando poco a poco. Recordar que hay mucha más sexualidad que el coito, y se aconseja empezar con otras cosas en caso de que se tenga miedo, para ir habituando al cuerpo y disfrutar poco a poco con las sensaciones placenteras.

 

avatar
Esta entrada fue publicada en Post Parto, Salud. Guarda el enlace permanente.