Cómo quitar el Hipo a los Bebés: Remedios Alternativos

¿Qué hago cuando mi bebé tiene hipo? ¿Qué madre no se desespera cuando ve que su pequeño tiene hipo y que no sabe qué hacer para que pare? Yo creo que todas, ya que, si resulta muy molesto para un adulto, no quiero ni pensar lo incómodo que debe ser para un bebé, que es tan pequeñito. Por ello, he querido contaros hoy algunos remedios que podría llamar “de la abuela” o alternativos para quitar el hipo a los bebés.

quitar el hipo a los bebésSuele resultar muy eficaz, colocar en la frente del pequeño cuando empiece con el  hipo una bolita, normalmente de lana. Es decir, coges de una mantita, por ejemplo, un poquito del tejido, haces una bolita, la mojas un poquito con agua y se la colocas en su frente. Es cierto que al principio cuando me lo contaron, me sonó un poco a broma pero lo he hecho y he visto a hacerlo a otras mamás y el resultado es inmediato, el pequeño deja de tener hipo. Os recomiendo que hagáis la prueba y si queréis me dejéis algún comentario sobre si ha tenido o no efecto con vuestros peques.

También es frecuente, ya que también lo hacemos los adultos, darle agua al pequeño. Aun así, hay veces que beben mucha y que, en algunos casos incluso pueden tener nauseas, y el hipo sigue sin desaparecer. Por ello, algunos pediatras recomiendan añadir al agua del pequeño dos o tres gotitas tan sólo de sacarina. También hay muchísimas mamás que afirman que después de beber un par de sorbos de esta mezcla, el pequeño ya se ha liberado de esta molestia.

quitar el hipo a los bebésEl limón puede ser un buen aliado en esta lucha por acabar con el hipo. Hay diferentes formas de hacerlo. Hay mamás que prefieren echar una gotita de limón natural en el chupete para luego dárselo al niño, mientras que también es una buena alternativa darle esas gotitas con una cucharita. De un modo u otro, si el niño es muy pequeño, quizás es mejor que optes por otro de los remedios para quitar el hipo a los bebés, pues el sabor del limón puede ser demasiado fuerte.

quitar el hipo a los bebés

A veces tan sólo con darle el pecho un poco se les pasa o si no has apostado por la lactancia materna, con darle un biberón. Tomando un poco de leche, en algunos casos se les pasa al momento. Aunque, si persiste, a veces se puede optar por hacer una infusión de manzanilla muy suave, echarla en su biberón y que beba varios sorbitos.

Si aun así, persiste el hipo, otra alternativa puede ser cambiarles de postura e incluso realizarles un masaje en la zona abdominal, moverles hacia los lados o como si estuvieran haciendo abdominales para que el diafragma tome su posición habitual, se resitúe.

Ante todo, es importante que si tu pequeño tiene hipo de forma habitual acudas a su pediatra para que te aconseje qué hacer, ya que, puede ser que el error esté en que toma aire al comer, por ejemplo y eso le provoca el hipo. De este modo, quizás al comentarle a tu médico cuándo suele tener hipo, él sabrá detectar la causa y, por consiguiente, la solución al problema.

avatar

Acerca de Maria José

Periodista y Blogger
Esta entrada fue publicada en Bebés y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.