Saber el sexo del bebé según creencias tradicionales

La mayoría de las madres quieren saber el sexo del bebé nada más quedarse embarazadas. Desde que era casi una niña he escuchado a mi madre decir tajantemente y, sin realizar prueba alguna, que seguro que aquella mujer iba a tener un niño o una niña. Siempre me sorprendió que a pesar de no haber ninguna metodología científica, finalmente acertaba, incluso a veces contradiciendo a lo que indicaban los médicos. De este modo, se fijaba en cuestiones como los ojos de la mujer, la apariencia de su cara e incluso en la forma de su barriguita.

saber el sexo del bebé

De este modo, y aunque ya digo que no existe base científica alguna, sino que son creencias tradicionales, basadas en la experiencia, puede ser interesante y divertido hacer un recorrido por todas ellas. Siempre teniendo en cuenta que es fundamental que la mujer se haga las pruebas pertinentes para saber el sexo del bebé con exactitud.

Empezamos. Si los ojos de la mujer demuestran cansancio, tiene la mirada algo triste, probablemente se trate de una niña, mientras que si su mirada es fresca, se tratará de un niño. Asimismo, también suele decirse que la piel de la cara de la mujer sufre más en el caso de que espere una niña, ya que, a pesar de que se cuide e incluso maquille, su piel no se verá radiante, todo lo contrario a si es un niño el que viene en camino.

saber el sexo del bebé

La forma de la tripita también puede servir para saber el sexo del bebé. Así, como antes comenté, aunque no existe fundamentación científica suele decirse que si es un niño la barriga tendrá una forma más puntiaguda que si se trata de una pequeña, ya que, en ese caso, tendrá una forma más redondeada. Al igual que si está bajita, es un pequeño, mientras que si está alta, tendrás una chica.
¿Más diferencias? A veces la intensidad de algunos síntomas, propios del periodo de gestación, pueda la respuesta a esta pregunta. Por ejemplo, si sufres las típicas náuseas tanto por la mañana como durante el día, probablemente esperes una niña o si por ejemplo, tienes los pies fríos con frecuencia puede que entonces vayas a tener un pequeño. Es cierto que suenan divertidos pero pueden ser una buena opción para pasar el rato durante la baby shower, ¿qué te parece?

Los latidos del corazón también se dice que son diferentes, ya que si sus latidos son menores de 140 será varón, mientras que si supera este número será una niña.

saber el sexo del bebé

Incluso hay fórmulas matemáticas de lo más curiosas para calcular esta cuestión. ¡Atentos! Si a tu edad le sumas el número del mes en el que se produjo la concepción y el número que te sale es igual, osea, 44, por ejemplo, será un niño. Si es diferente, llegará a tu vida una pequeña.

También los antojos pueden servir de indicativo. Si te apetece mucho comer alimentos dulces se tratará de una bebé, mientras que si son los salados y ácidos los que te llaman más la atención finalmente puede que tengas un varón.

saber el sexo del bebé

Sólo me queda repetir que son creencias tradicionales y que no están basadas en ninguna base científica, pero que pueden resultar curiosas y que, una vez que tu médico te confirme el sexo de tu pequeño, compruebes si coincide con esas afirmaciones fruto de la tradición y el boca a boca.

Si te parecen curiosos estos métodos, compártelos con tus amigos en Facebook, Twitter, Google+… GRACIAS

avatar

Acerca de Maria José

Periodista y Blogger
Esta entrada fue publicada en Embarazo y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.